Comparte
Ago 21/2020

Con incertidumbre y sin dinero: así viven más de 80 estudiantes mexicanos varados en Argentina

Foto: Cortesía Narda Moreno

Vivir la pandemia en casa ha sido difícil, pero ¿te imaginas vivirla a 7 mil 418 kilómetros de distancia de tu hogar?

Esa es la situación por la que atraviesan más de 80 estudiantes mexicanos varados en Argentina, quienes además se encuentran con poco dinero, sin seguro médico y con la preocupación de no saber cuándo podrán volver a ver a sus familias.

Te interesa: Mira esa sana distancia: así fue el examen de admisión a la UNAM en el Estadio Olímpico

“Cada caso es particular, pero la situación que tenemos en común es que todas y todos teníamos nuestro viaje programado para mediados o finales de julio, pero con la pandemia los han cancelado y reprogramado constantemente”, cuenta Atziri Cruz.

Ella es estudiante de la Universidad Autónoma del Estado de México y que actualmente se encuentra La Plata, Argentina.

Como Atziri, varios estudiantes mexicanos varados en el país sudamericano se encuentran en una situación similar.

Estefanía Gallegos Zuñiga, estudiante de la Facultad de Artes de la Universidad de Ciencias y Artes de Chiapas (UNICACH) quien ahora está en Córdoba, Argentina, explica que su vuelo de regreso estaba programado para septiembre, pero la aerolínea le dijo que nuevamente quedó cancelado y tuvo que moverlo a octubre.

Un vuelo de miles de pesos

“El gobierno (a través de la embajada) sólo nos ha dicho que hay un vuelo humanitario el 28 de agosto, pero tiene un costo de casi 30 mil pesos mexicanos, razón por la que no es costeable para los estudiantes que nos encontramos sin beca o sin recursos económicos para seguirnos manteniendo en el país”, explica Antonio Bejarano, estudiante Universidad Autónoma del Estado de México y quien también está en La Plata.

Una situación que sólo empeora la incertidumbre de los estudiantes es la poca respuesta de sus universidades y las opciones limitadas del gobierno mexicano.

“Nos dejan a nosotros que gestionemos y quieren que nosotros veamos cómo arreglar el problema, cuando realmente ellos deberían trabajar en conjunto y es lo que nos preocupa”, dice Estefanía.

“La respuesta que te brinda el gobierno es que está presionando a las universidades y que están trabajando en conjunto, pero se deslinda de las responsabilidades. Eso ofende porque el vuelo de repatriación del 28 de agosto es el más caro que ha habido hasta el momento”, destaca Isabel Pedraza Chávez de la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales de la UNAM, que actualmente se encuentra con Estefanía en Córdoba. 

Cortesía: Narda Moreno.

Algunos de los estudiantes mexicanos varados en Argentina. (Cortesía: Narda Moreno)

Otros vuelos humanitarios

Antonio explica en abril sí hubo vuelos humanitarios o de bajo costo para repatriar a mexicanos varados en Argentina.

Sin embargo, menciona que muchas personas no recibieron la información y para otras no era opción regresar tan pronto a México porque acababan de llegar y existía la posibilidad de que se retomaran clases presenciales.

Lee también: 60 mil muertes por COVID, el escenario catastrófico en México

Estefanía agrega que también los estudiantes mexicanos prefirieron no tomar estos vuelos porque “había personas necesitadas que llevaban mucho tiempo en Argentina y cedimos nuestros lugares para ellos“.

Ahora son ellos quienes se encuentran en esa situación, “pedimos que el gobierno se responsabilice por sus estudiantes que mandan al extranjero”.

Las opciones del gobierno mexicano

A través de la Embajada de México en Argentina, la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE) señala que, por el momento, la única forma de volver a casa sin necesidad de solicitar visa a otro país es con un vuelo tipo charter para el 28 de agosto.

Contactamos a la SRE y su respuesta fue que por el momento la única opción para que los mexicanos varados en Argentina regresen es en este tipo de vuelos.

Ese vuelo, sin necesidad de visado, tiene capacidad para traer de vuelta a mínimo 100 personas y máximo 120. Pero cuesta 1,190 dólares, es decir, más de 26,200 pesos al tipo de cambio de hoy.

Lee: Abre tu cochera: la iniciativa de una madre y su hija para apoyar con internet gratis a estudiantes

En el sitio web donde describen las opciones de regreso para los estudiantes mexicanos varados en Argentina, la embajada mexicana dice que “está consciente que la compra de un boleto significa un esfuerzo considerable en un entorno económico incierto en todo el mundo”.

Y es verdad. El boleto es difícilmente costeable para los alumnos y sus familias, “sin embargo, en el corto, mediano y largo plazo, es la opción disponible para regresar a la Ciudad de México antes de que las autoridades argentinas levanten las restricciones en su espacio aéreo”, dice la SRE.

El boleto se compra a través de la agencia de viajes Mundo Joven y la aerolínea que otorga el servicio es Aeroregional, “se recomienda ampliamente que las personas mexicanas consideren esta opción de retorno a territorio nacional”, dice la página de la SRE.

Te recomendamos: Airbnb prohíbe fiestas y estas son las nuevas reglas

El vuelo recomendado sale del aeropuerto de Ezeiza, Buenos Aires, con dirección a Santiago de Chile, una escala técnica en Quito, Ecuador, y finalmente a Ciudad de México. El registro se hace a través de un chat de WhatsApp oficial.

Otra opción de regreso a casa es a través de vuelos especiales de Aerolíneas Argentinas, con fechas para el 21 y 28 de agosto.

Sin embargo, esta opción implica tener visa estadounidense pues la ruta de llegada es por Miami y un doble gasto: el costo del boleto Buenos Aires-Miami es de más de 17,000 pesos mexicanos y, además, tendrían que buscar vuelos Miami-CDMX.

De no tener el segundo boleto, no se les permitiría subir al avión.

Por otro lado, la Embajada ha comunicado a los estudiantes mediante correo electrónico que está transmitiendo las peticiones de apoyo a las universidades de origen a fin de que puedan apoyarlos económicamente.

Lejos de casa, lejos de la familia

Además de la preocupación de no saber cuándo podrán volver a México, los y las estudiantes están preocupadas por lo que pasa con sus familias y en su hogar.

Narda Teresa Moreno Ávila, originaria de la Universidad Autónoma Metropolitana, unidad Xochimilco, quien también se encuentra en Córdoba, Argentina, señala que para su familia ha sido “una montaña rusa de emociones”.

“Al principio estábamos tranquilos porque tenía un vuelo de regreso programado, tenía clases y exámenes, pero fue pasando el tiempo y mis papás me decían que podían hacer el esfuerzo de pagar el boleto, pero yo les decía que no, que estuvieran tranquilos”, cuenta.

Pero luego de ver que las fronteras siguen sin abrir y el precio para volver a casa excede sus posibilidades, Narda cuenta que ya está muy desesperada y su salud mental se ha visto afectada.

“Ahora vivo con algunos chicos argentinos, pero ellos trabajan y estoy sola la mayor parte del tiempo. No quiero salir porque me da miedo enfermarme y sería una preocupación más para mis papás. Esa ansiedad que tengo es lo que más me pesa”, relata Narda.

Estefanía e Isabel explican que sus papás están preocupados y esperan que no se queden solas y, mientras estén acompañadas, pueden lograr cierto sentimiento de tranquilidad.

Sin embargo, la preocupación porque les pase algo en un país extraño siempre está presente.

Cortesía: Narda Moreno.

(Cortesía: Narda Moreno)

Además, está la otra cara de la moneda. Atziri dice que “llega un punto donde el contacto humano es necesario y es necesario estar con las personas que quieres y también te preocupas por tu familia. Imagina que en el peor de los casos alguien enferma y no puedes estar con ellos”.

Ella y el resto de los estudiantes mexicanos exigen que el gobierno se responsabilice de la situación y envíe un vuelo humanitario.

Por otro lado, muchas y muchos se ven en la situación de que pronto tendrán que buscar otro lugar para vivir en lo que pueden regresar a México, pero con poco dinero es complicado encontrar un lugar en renta, sumado a que muchos arrendadores sólo rentan espacios por tres meses o un año.

¿Cómo podemos apoyar?

Atziri menciona que no han abierto ninguna cuenta bancaria o fondo de apoyo “porque no queremos que se preste a malos entendidos donde la gente crea que usamos el dinero para otras cosas”.

Explica que la intención de todos los estudiantes es que las autoridades mexicanas y sus universidades respondan y se abra un vuelo humanitario sin costo para volver a México y poder ver a sus familias.

En estos momentos, los estudiantes cuentan con poco dinero y, en muchos casos, sin seguro médico. “¿Qué pasa si me enfermo y no tengo seguro y no tenga nadie que me cuide?”, destaca Atziri.

Mientras que Antonio, por ejemplo, dice que sólo le quedan 2,000 pesos y no tiene opción de generar ingresos estando en Argentina por su visa de estudiante y, de cualquier forma, la pandemia no lo permite.

Cortesía: Narda Moreno.

(Cortesía: Narda Moreno)

Narda menciona que “estamos mandando correos a la embajada, haciendo movilización en redes sociales, pero nadie se comunica con nosotros y no nos dan información veraz”. 

“Molesta que hayan esperado a agosto para comenzar a hacer algo, estuvimos desde marzo mandando mensajes y correos a la embajada y a las universidades, pero esperaron hasta que nuestra situación empeorara y tuvimos que acudir a medios de comunicación”, explica Isabel.

Los estudiantes enviaron una carta al gobierno federal donde solicitan y exigen de manera formal un vuelo humanitario.

En esta carta, firmada por los más de 80 jóvenes mexicanos varados en Argentina, incluye los nombres completos y contactos de cada uno.

Estamos con la incertidumbre y el miedo de si nos pasa algo no sabremos a quién recurrir“, dice Antonio.

La carta está dirigida al presidente Andrés Manuel López Obrador. Foto: Cortesía

La carta está dirigida al presidente Andrés Manuel López Obrador. (Foto: Cortesía)

Antes de que te vayas: La chinampa: el lugar donde nace la gastronomía mexicana