Comparte
May 31/2021

Las señales de alerta de una psicóloga para reconocer a falsos terapeutas

Foto: YouTube Ricardo Ponce

No es nuevo que haya personas que se hagan pasar por “gurús” de sanación mental, emocional y espiritual y tampoco es nuevo que, en muchos casos, resulten ser impostores que pueden dañar profundamente a otras personas.

En días pasados, la youtuber Maire Wink denunció en un video que el conferencista Ricardo Ponce, que se nombra a sí mismo el “creador de la autosanación“, en realidad lo que hace es manipular y vulnerar a mujeres que asisten a sus talleres para después abusar sexualmente de ellas.

Maire Wink asegura que, por la dinámica que maneja la red de Ricardo Ponce, podría llamársele una secta sexual. “Ahora entiendo que fui manipulada”, dice la youtuber en un video de 50 minutos en el que explica cómo trabaja el conferencista y su equipo.

Puedes leer: “Ahora entiendo que fui manipulada”: Maire Wink denuncia a Ricardo Ponce de tener una ‘secta sexual’

Personas como Ponce, que son carismáticas y con buenas habilidades de oratoria, es difícil entender desde un inicio sus intenciones.

Por lo que la psicóloga Maynné Cortés, creadora del espacio de educación emocional Laboratorio Afectivo, enumeró algunas formas para identificar a gente como Ricardo Ponce, que pueden ser peligrosas.

¿Cómo identificar a falsos “gurús” como Ricardo Ponce?

En la cuenta de Instagram de Laboratorio Afectivo, Maynné explicó puntos muy específicos que pueden ser de gran ayuda para no caer en engaños como el de Ponce u otros falsos “gurús”.

Mira: Nath Campos acusa de abuso al youtuber Rix y el caso nos recuerda por qué las víctimas nunca tienen la culpa

– Certificaciones

Todas las personas que brindan cualqueir servicio de salud mental deben estar certificadas para hacerlo. Para esto se estudia Psicología o Psiquiatría y se debe tener un documento que acredite que saben los protocolos de salud necesarios para poder diagnosticar a otras personas.

– Código ético

Cualquier insinuación sexual, como el que Ricardo Ponce hizo a Maire Wink desde un inicio, es una alerta importante, “cualquier insinuación sexual de parte de un profesionista de la salud mental está completamente en contra del código ético de profesionista de la salud mental y en ese momento bandera roja”, explica Maynné en su cuenta de Instagram.

También te recomendamos leer este texto que tenemos para ti: Las claves para entender si tu terapeuta es violento

– “Creador de la autosanación“: ¡bandera roja!

El que una persona se promocione a sí misma como “gurú” de lo que sea, o que tiene las claves para curar cualquier proceso emocional o mental de las personas, es una señal de alerta, independientemente de si tienen certificaciones o no.

“Siempre cuando se promocionan desde este lugar increíbleme, desde su pedestal para que todes les escuchen y absorban su gran sabiduría, la verdad es un juego de poder bastante nefasto que difícilmente trae buenos resultados. Yo diría: aléjense”, dice Maynné en una serie de historias de Instagram de Laboratorio Afectivo.

Lee: Multitudes sin cubrebocas y ansiedad: por qué todos tenemos los mismos sueños pandémicos

– Las intervenciones catárticas pueden ser peligrosas

Si una persona tiene una o varias intervenciones en las que haga llorar, gritar o entrar en crisis a otras personas, sin haber tenido un tratamiento previo, puede ser peligroso porque desconoce qué puede detonar en cada persona.

Maire Wink relató que durante el retiro espiritual en Bacalar, Quintana Roo, Ricardo Ponce realizaba varias actividades con los asistentes en los que les pedía relatar cómo eran las relaciones con figuras femeninas y masculinas y hablaban sobre momentos dolorosos de sus vidas.

Sin embargo, explica la psicóloga Maynée Cortés, este tipo de intervenciones catárticas, en las que no hay un tratamiento previo, en donde no se sabe quiénes son las personas intervenidas, cómo funciona su mente, sus emociones, y sólo es un espacio para llorar, sacar toda su energía y liberar emociones sin tener un contexto, puede ser un peligro para los pacientes.

“Tú no puedes hacer una intervención genérica esperando que a todo el mundo le sirva. Necesitas conocer bien a la persona a la que intervienes para saber si la intervención es segura. Si no se da el tiempo de hacer eso, es una súper bandera roja”.

Te recomendamos: Cómo empezar a meditar y qué beneficios le da a tu cerebro

La psicóloga Ana Arizmendi también compartió algunos signos de alerta para reconocer a supuestos terapeutas.